¿Cómo avanzan los derechos de las niñas en Latinoamérica? | Noticias | teleSUR
    • Señal en Vivo
    • Solo Audio
  • google plus
  • facebook
  • twitter
Todo niño y niña tiene derecho a crecer sano, con garantías nutricionales, donde se puedan desarrollar en una sociedad sin violencia ni explotación.

Todo niño y niña tiene derecho a crecer sano, con garantías nutricionales, donde se puedan desarrollar en una sociedad sin violencia ni explotación. | Foto: @unicef_es

Publicado 11 octubre 2018

En el marco del Día Internacional de la Niña, Unicef afirma que América Latina y el Caribe presenta un progreso significativo en el desarrollo social infantil.

En el mundo existen muchos niños y niñas que se encuentran establecidos en un núcleo parental que les suministran los recursos necesarios para su desenvolvimiento, crecimiento y madurez emocional, pero esta realidad no es una práctica generalizada.

De acuerdo a la Organización de las Naciones Unidas (ONU), millones de niñas permanecen en desventaja social, pues son víctimas de diversos abusos; entre ellos, los sexuales. Además, en otras culturas son obligadas a casarse con hombres escogidos para ellas, o son discriminadas por ante un hijo varón. 

Al respecto, el Día Internacional de la Niña se estableció que las naciones generen mayor conciencia sobre el trato que se les brinda en todos los aspectos a las niñas, principalmente, para que prevalezca la igualdad de género.

Más de 3 millones de niños y niñas no tienen acceso a la educación primaria. I Fuente: ONU 

Derechos infantiles 

Los derechos infantiles están garantizados desde 1989 por la Asamblea General de la ONU, donde se hace seguimiento a los derechos de las niñas, de los niños y los adolescentes. Su cumplimiento es obligatorio para todos los países que han firmado dicha ley internacional. 

La normativa especifica que los niños, niñas y adolescentes no son propiedad de ninguna persona y de ningún Estado, tampoco son objetos de caridad, ya que son parte de la sociedad, familia y comunidad. Además, los infantes tienen voz propia y asumen cargos de acuerdo a su edad.

Todo niño y niña tiene derecho a crecer sano, con garantías nutricionales, donde se puedan desarrollar en una sociedad sin violencia ni explotación. Los infantes deben ser escuchados por sus padres, demás familiares y maestros. 

Situación en América Latina y el Caribe 

De acuerdo al Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (Unicef), en América Latina hay un progreso significativo en el desarrollo económico y social infantil, pues la entidad asegura que, en la actualidad, los niños y niñas, sin distinción de sexo, pueden ejercer sus derechos.

Pobreza infantil 

Unicef informó que no solo las niñas indígenas, sino los niños que radican en regiones rurales son también afectados por la carencia de recursos. Según cifras de la organización, 2.7 millones de niños y niñas con edad menor a los cinco años nunca han sido registrados.

Además, la organización aseguró que al menos 7 millones de niños y niñas emigran voluntariamente para huir de la pobreza extrema y la violencia familiar en sus respectivos países.

Educación 

Pese a que el acceso a la educación en América Latina y el Caribe ha progresado, unos 3.6 millones de niños y niñas están fuera de la escuela primaria en 2018, según Unicef.

Asimismo, 10.4 millones asisten a la secundaria. Por otra parte, 13.4 millones de menores se encuentran viviendo en zonas con riesgo de sequía, mientras que 13.1 millones viven en alto riesgo de inundación. 

Matrimonio infantil 

En la cultura latina, el matrimonio infantil no tiene mayor respaldo, aunque en muchas ocasiones, niñas y mujeres son objetos de machismo. Sin embargo, realizar un matrimonio antes de cumplir los 18 años de edad es una violación legal ante los derechos humanos.

Unicef reiteró que concertar un matrimonio a una niña o adolescente es exponerla a un embarazo precoz, aislamiento social, y la no continuación de su preparación académica, así como estar propensas a maltrato doméstico.

Las niñas indígenas y pertenecientes a zonas rurales son las más predispuestas a contraer matrimonio de manera temprana, especialmente, en núcleos familiares muy pobres.

>> Acoso y violencia sexual un denominador común: Ciudades más peligrosas para mujeres


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.