• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Lavrov destacó que Irán viene reafirmando ante Moscú su apuesta por lograr la estabilidad en la región.

Lavrov destacó que Irán viene reafirmando ante Moscú su apuesta por lograr la estabilidad en la región. | Foto: Reuters

Publicado 17 julio 2019





De acuerdo al canciller ruso, Serguéi Lavrov, la política de EE.UU. contra Irán,  "crea una situación peligrosa, donde bastaría con una chispa para que prendiera el fuego".

El canciller ruso, Serguéi Lavrov, advirtió este martes que la agenda de Estados Unidos (EE.UU.) contra Irán ha provocado una escalada de tensiones en Oriente Medio y llevado a esta región a una situación explosiva.

LEA TAMBIÉN:

Irán: el camino de la negociación con EE.UU. está abierto

"El actual aumento de tensiones en la región es una consecuencia directa de la convulsa política antiiraní de Washington y sus aliados EE.UU. exhibe músculo, ha lanzado una campaña para desprestigiar a Teherán y lo culpa de todos los pecados", señaló Lavrov en una entrevista con el periódico ruso Argumenti i Fakti.

De acuerdo a Lavrov, la política contra Irán,  "crea una situación peligrosa, donde bastaría con una chispa para que prendiera el fuego".

Lavrov responsabilizó al país norteamericano de las posibles consecuencias para el Oriente Medio.

El diplomático ruso destacó que Teherán viene reafirmando ante Moscú su apuesta por lograr la estabilidad en la región a través de diálogo con todos los países interesados, incluidas las naciones árabes del golfo Pérsico.

Según Lavrov, el país persa sostiene que no  tiene intenciones agresivas. Rusia, por su parte, se está esforzando para lograr la distensión en la región, aseguró el canciller.

"Promovemos activamente un plan para garantizar la seguridad colectiva en la zona del golfo Pérsico, que prevé una resolución escalonada de situaciones de conflicto y la elaboración de medidas de confianza y control. Trabajamos con los socios para preservar el acuerdo multilateral que busca normalizar la situación en torno al programa nuclear iraní", recalcó.

Las tensiones entre Washington y Teherán  escalaron el año pasado, cuando EE.UU se retiró del acuerdo conjunto para el desarrollo nuclear de Irán con fines pacíficos y comenzó a imponerle una serie de sanciones económicas.

El mes pasado, EE.UU. estuvo a punto de lanzar un bombardeo contra Irán luego de que Teherán derribara un dron militar estadounidense.

El Gobierno de Irán anunció en junio  que abandonaba parte de sus obligaciones emanadas del acuerdo nuclear, y la semana pasada superó los límites de enriquecimiento de uranio previstos en ese pacto.
 


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.