• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El Tribunal Especial para Líbano ha funcionado por 11 años y ha celebrado desde 2014 el juicio por el magnicido del exprimer ministro libanés, sin que hasta el momento haya existido una conclusión del proceso, salvo el pronunciamiento de este martes sobre Siria y Hezbolá.

El Tribunal Especial para Líbano ha funcionado por 11 años y ha celebrado desde 2014 el juicio por el magnicido del exprimer ministro libanés, sin que hasta el momento haya existido una conclusión del proceso, salvo el pronunciamiento de este martes sobre Siria y Hezbolá. | Foto: EFE

Publicado 18 agosto 2020


Blogs



La sentencia da fe de la falta de pruebas que vinculen a Siria y a Hezbolá con el magnicidio del exmandatario libanés.

El Tribunal Especial para Líbano (TEL) dictaminó que no hay pruebas de que Siria o el movimiento Hezbolá estuvieran implicados en el asesinato del exprimer ministro libanés Rafik Hariri, víctima de un atentado en 2005 en el que murieron otras 21 personas.

LEA TAMBIÉN:

Líbano extiende estado de emergencia hasta el 18 de septiembre

En el marco de la lectura del fallo del juicio contra los autores materiales, ocurrido este martes, el presidente del tribunal actuante, David Re, expresó que “no hay pruebas de que la cúpula de Hezbolá tuviera ninguna implicación en el asesinato del señor Hariri y no hay pruebas directas de la implicación siria en el mismo”.

El magistrado expresó la opinión de la Corte de que “Siria y Hezbolá puede que tuvieran motivos para eliminar al señor Hariri y a algunos de sus aliados políticos”, lo cual, sin embargo, no tuvo respaldo en el material probatorio acopiado durante más de 10 años, al decir de la propia instancia judicial.

El tribunal enjuicia en ausencia a Salim Jamil Ayyash, Hassan Habib Merhi, Hussein Hassan Oneissi y Assad Hassan Sabra, militantes del movimiento Hezbolá, imputados por conspiración mediante un ataque terrorista, como autores materiales del atentado que acabó con la vida de Hariri. Un quinto inculpado, Mustafá Badredin, falleció en 2016.

El veredicto estaba planificado para el pasado día 7, posponiéndose hasta este martes en solidaridad con el pueblo libanés por la explosión ocurrida en Beirut. Pese a que los jueces fallaron sobre la falta de responsabilidad de Hezbolá y de Siria, no se pronunció sobre un resultado en cuanto a los acusados.

El exprimer ministro libanés Rafic Hariri fue asesinado Beirut el 14 de febrero de 2005, en un atentado que causó 22 muertos y más de 220 heridos. Un suicida hizo detonar una camioneta llena de explosivos al paso de su convoy blindado.

Los enemigos de Siria y de Hezbolá los acusaron del magnicidio, algo que ha sido negado tanto por los sucesivos Gobiernos sirios, como por la dirigencia del movimiento libanés.

Además, Hezbolá rechaza la actuación del TEL por considerarlo violatorio de la soberanía libanesa, ya que, según postula la organización, dicho ente judicial, que funciona desde 2009 e inició el juicio por esta causa en 2014, se constituyó bajo presiones de potencias externas, en particular, de Francia.

Mientras el presidente libanés, Michel Aoun, ya anunció que aceptará el fallo del TEL, también expresó que “la justicia tardía no es justicia”. Hezbolá, por su parte, denunció que se prepara una “injusta condena” y ha reivindicado la inocencia de sus “hermanos”.

“Como libaneses, debemos ser conscientes de que alguien intentará aprovecharse del fallo, dentro o fuera, para atacar a la resistencia y a Hezbolá”, manifestó recientemente Hasán Nasrala, líder de la organización.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.